Subscribe

Archivo del 26 de Mayo de 2007

  • 2007: Ene Feb Mar Abr May Jun Jul Ago Sep Oct Nov Dic
  • 2005: Ene Feb Mar Abr May Jun Jul Ago Sep Oct Nov Dic

El Tomate Hidropónico

El tomate es una de las plantas que más exito ha tenido a lo largo de la historia de los cultivos hidropónico. En varios de mis posts pueden observar mis diferentes técnicas de cultivo, los frutos que he obtenido y las maneras como he germinado mis plantas.

Aunque los problemas debido a los hongos son muy amplios, debo confesar que he logrado controlarlos exitosamente por medio del uso de hongos (como también se encuentra descrito en posts anteriores, muchos de ustedes podrán recordar mi pelea contra el Cercospora spp).

Ahora les tengo algunos tips, de mi experiencia personal, que les pueden servir para el cultivo de esta planta en medio hidropónico y talvés de todas las plantas que quieran cultivar de esta forma en general.

– Tengan cuidado en la preparación de las soluciones nutritivas para el riego. Utilicen soluciones concentradas comerciales si no tienen experiencia o experimenten a pequeña escala si tienen duda sobre si quedó correctamente preparada.

– No apliquen insecticidas a las plantas. En los cultivos hidropónicos es normal que no existan problemas de insectos, estos pueden ser ocasionados por problemas en las plantas y es más probable que maten a los insectos benéficos a que logren controlar a los malignos (mejor observen las deficiencias y ataquen al problema en la planta).

– Los tomates no son muy sensibles a los cambios en las concentraciones en la solución nutritiva, he logrado mantener soluciones (tan solo añadiendo agua) por al menos 3 semanas sin obtener ninguna perdida en el cultivo.

– Rieguen sus plantas de jardín con los remanentes del cultivo hidropónico (sus plantas amaran estas aguas de riego mejoradas)

– Utilicen sustratos lo suficientemente aireados y provean la suficiente protección del sol a sus plantas. Recuerden que un día soleado provee unas 50 veces más luz que la necesaria para la planta.

– He encontrado que es mejor llevar las plantas al exterior apenas estas emergen de la semilla. La aclimatización es mucho más descomplicada y no requiere sacarlas y entrarlas como se requeriría si uno las dejara crecer en el interior y después las sacara.

– Siembren plantas cerca de los tomates que atraigan a las abejas y a los abejorros (estos insectos son vitales para una buenas polinización).

– Mantengan un control estricto tanto del pH como de la humedad en el sistema hidropónico, la calidad de los tomates disminuye dramaticamente si dejan oscilar estos valores descontroladamente.

– Los tomates toleran valores altos de salinidad y de hecho parecen disfrutar soluciones hidropónicas un poco más concentradas que las demás plantas por lo que no cultiven tomates con plantas que no toleren estos niveles de nutrientes.

– En lo posible siembren variedades híbridas que otorgan mejor resistencia a enfermedades y dan mejor calidad de fruto.

– He encontrado también que eliminar los tallos axiales mejora el desempeño de la planta en general y hace más difícil que aparezcan hongos.

– Es vital el realizar un tratamiento preventivo con un fungicida (ya sea químico o biológico) sobre las plantas al momento del transplante, como lo indiquen las instrucciones del producto. Esta prevención debe ser en lo posible regular.

– Para mejorar el sabor de sus frutos, la solución nutritiva no debe ser muy diluida pues esto hace los frutos muy aguados.

Espero que estos concejos les sirvan para el futuro. Aquí se encuentra otra página que les puede brindar información general sobre el cultivo hidropónico del tomate.

Mayo 2007
L M X J V S D
« Abr   Jun »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  
Archivos